Instax SQ6 – una cámara instantánea 100% analógica

Lejos quedaron esos tiempos en los que para hacer una buena fotografía contábamos con una sola oportunidad. Disparávamos y esa imagen quedaba grabada en nuestro carrete. Luego nos tocaba esperar para que el laboratorio de fotografía revelara nuestras fotos y pudiéramos comprobar qué tal habían salido. Podían quedar bien, podían quedar desenfocadas, o podíamos haber puesto nuestro dedo delante del objetivo.

Por suerte o por desgracia, las cámaras analógicas fueron desapareciendo poco a poco, cogiendo cada vez más protagonismo las réflex digitales, aparatos de acción como la GoPro, y las cada vez más avanzadas cámaras de nuestros smartphones.

Pero lo cierto, y aunque para muchos pueda llegar a sorprender, aún queda un resquicio de la célebre fotografía analógica en el mercado. Un sector que la digitalización no ha podido conquistar: la fotografía instantánea.

Y es que es precisamente en su inmediatez y autenticidad donde reside su verdadero encanto. Igual que antaño ocurría con las cámaras analógicas, tan solo tienes un oportunidad de sacar una buena foto, de otra forma, perderás un tiro que obviamente, te costará dinero.

Pero a diferencia de las clásicas cámaras analógicas de carrete, con una cámara instantánea puedes saber prácticamente al instante (valga la redundancia) qué tal ha salido, existiendo un único ejemplar de cada foto.

Obviamente, aquellos más nostálgicos y los amantes de todo lo retro ven un gran encanto en la estética y limitación de las cámaras instantáneas, lo que hace que nunca vayan a desaparecer del todo.

Instax SQ6 guia

Ver el mejor precio y ofertas

En el artículo de hoy te traemos la Instax SQ6, una de las últimas propuestas de Fujifilm que está causando verdadera sensación en el mundillo analógico. ¿Quieres saber más detalles sobre este aparato? No te pierdas nuestra review de hoy.

Exterior de la cámara

Si tuviéramos que describir el diseño exterior de esta cámara, sería simple, minimalista pero muy atractivo. Actualmente podemos hacernos con tres colores distintos: blanco perlado, gris oscuro y un dorado rosado muy bonito y estético.

El pack nos viene con unas correas para poder colgar nuestra cámara del cuello y utilizarla cómodamente mientras paseamos.

A diferencia de otros modelos de cámaras instantáneas de Fujifilm que eran mixtos (analógicas y digitales a la vez), en esta ocasión la fabricante japonesa ha apostado por un modelo puramente analógico sin pantalla ni ranura para tarjetas SD. Una oda a las cámaras instantáneas auténticas que antaño conquistaban el mercado.

¿Cómo funciona la Instax SQ6?

Esta Instax funciona con una película de forma cuadrada que podemos adquirir con borde negro o blanco. El tamaño es de 8,6 cm x 7,2 cm, aunque la imagen en concreto mide 6,2 cm por 6,2 cm.

Como muchas otras cámaras instantáneas, la SQ6 cuenta con un ajuste automático de la exposición que se activará al pulsar el disparador. Su fotómetro analizará la luz del ambiente y ajustará el nivel de la ISO y el disparo del flash con tal de poder conseguir imágenes correctamente iluminadas. De hecho, este modelo en concreto ha demostrado ser bastante eficiente capturando fotografías en interiores con poca calidad lumínica.

Otro de los puntos interesantes de la Instax SQ6 es que dispone de tres modos de disparo extra para poder adaptarnos a los distintos escenarios:

  • Modo de doble exposición: en el que se solaparán dos tomas en una fotografía logrando resultados mucho más creativos. Para activarlo tan solo deberemos pulsar dos veces el disparador.
  • Modo macro: indicado para capturar imágenes de sujetos que estén a una corta distancia (unos 30 cm).
  • Modo paisaje: perfecto para fotografiar escenarios y sujetos a larga distancia.

Por si fuera poco, en el pack vienen incluidos tres filtros: naranja, púrpura y verde. Estos se colocan en el flash y proporcionarán un efecto de color muy curioso, modificando el aspecto de nuestras fotografías.

Otras características interesantes de la SQ6

Fujifilm no se queda atrás por lo que respecta a redes sociales, y sabe lo populares que se han vuelto los selfies en estos últimos tiempos. Es por esto que la maravillosa Instax SQ6 también incluye un pequeño espejo ubicado al lado del objetivo en donde podrás ver si te estás encuadrando bien para disparar.

Instax SQ6 cámara

También tenemos una rosca en la parte inferior del aparato en donde podremos colocar un trípode, utilizando el temporizador para realizar fotografías en grupo.

Otro de los puntos que nos gustaría destacar es el formato de la película cuadrado. Recordemos que una de las cámaras más populares de Fujifilm, la Instax Mini, hacía sus fotografías en formato rectangular. Este nuevo formato cuadrado no solo es más grande, sino que el encuadre permite captar mucho mejor la escena, aportando más detalles y logrando unos muy buenos resultados.

Conclusiones finales de la Instax SQ6

La Instax SQ6 no es de las más baratas de su categoría, aunque tampoco es extremadamente cara. De hecho, podríamos englobarla en una gama media. Los resultados de las fotografías son de calidad, y se trata de un aparato cómodo y sencillo de utilizar incluso para un niño.

Si tuviéramos que ponerle una pega, sería el hecho de que para realizar fotografías en exterior en pleno invierno puede darnos problemas, ya que con el frío la película instantánea no se acaba de revelar bien (aunque esto es algo común de todas las cámaras de este tipo).

En resumen, estamos ante una cámara instantánea sencilla pero muy interesante. De hecho, esa es la esencia de este tipo de aparatos analógicos: conservar al máximo la esencia retro de este tipo de fotografía.

Ver el mejor precio y ofertas

Leave a Reply