¿Qué cámara comprar? – Todo lo que necesitas saber (GUÍA COMPLETA)

Si estás pensando en embarcarte en un nuevo viaje, ¡necesitas una cámara nueva y deslumbrante!.

Suena genial, sí, pero quizá también un poco aterrador si no sabes por dónde empezar.

-¿Cuáles son los diferentes tipos?-

-¿Qué accesorios básicos hacen falta?-

-¿Qué son todos esos números y letras que hay en la cámara?-

-¡Ahhhh!- (toser y caer muerto).

Antes que nada, si ya estás tienes decidido el tipo de cámara que quieres, puedes pasar directamente a su comparativa correspondiente. Disponemos de una sección con las mejores ofertas para cada categoría.

Las más profesionales, para conseguir resultados excepcionales:

Las más cómodas, para combinar calidad y portabilidad:

Y las más resistentes, para los momentos de mayor acción:

En esas comparativas hablamos de las ofertas más destacadas del momento y hacemos un breve análisis con lo destacado de cada modelo. Pero, si lo que quieres es una guía completa donde no te falte detalle, ya estás en el lugar adecuado.

Actualmente hay muchísimas opciones buenas para fotografía y, si no sabes por dónde empezar, te puede dar algo (como le ocurrió al narrador que empezó este artículo). Pero no te preocupes, esta guía te mostrará el camino.

Así pues, la presente guía está diseñada para enseñarte todo lo que necesitas saber para comprar una cámara. Tras leerla tendrás el conocimiento y la confianza necesaria para hacer una buena compra.

No te agobies si no te interesa leer todo el texto. Para echar un vistazo a un punto en concreto, en el índice de la tabla de contenidos puedes hacer clic para acudir directamente al tema que te interese.

Ya está todo dicho. Ahora inclina el asiento, sírvete una bebida y disfruta de una lectura realmente provechosa en el apasionante mundo de las cámaras.

Tipos de cámara

Actualmente, existe un montón de cámaras para elegir. Desde pequeños dispositivos de apuntar y disparar hasta las grandes y sofisticadas cámaras con espejos. Vamos a echar un vistazo a los distintos tipos para ver qué los caracteriza y hace tan únicos.

Cámaras réflex

camara-reflex-Canon-EOS750D

Ver el mejor precio y ofertas

Cuando piensas en una cámara grande, molona y cara, aunque no lo sepas probablemente te estés imaginando una cámara réflex. Estas cámaras están hechas de dos partes, el cuerpo y las lentes (quede claro que para fotografiar necesitarás siempre las dos). Así, en este caso, las lentes se pueden sacar y son intercambiables.

Las cámaras réflex se caracterizan por un sistema de espejos que te permite ver el reflejo de la imagen exacta que estás capturando. La ventaja de esto es que te da una idea más que precisa de cómo va a verse la imagen final después de tomar la foto.

Cuando pulsas el disparador, la cámara captura la imagen y la reproduce en formato digital en la pantalla de visualización.

En este tipo de cámaras, los sensores son bastante grandes, que rinden mejor en situaciones de poca luz y ofrecen mejores resultados las imágenes con el fondo difuminado.

Pero cuando hablamos de calidad de imagen, el factor más influyente es sin duda el tipo de lente. A fin de cuentas, la lente es lo que absorbe la luz de la escena. A mejor calidad de la lente, mejor calidad en la captura.

Y aquí viene lo mejor. Para las cámaras réflex existe una gran variedad de lentes de gran calidad. Es decir, que tienes muchas opciones para equipar tu cámara y por lo tanto puedes ampliar tus horizontes de creatividad.

Si la fotografía es tu profesión o un hobby que te tomas muy en serio, seguramente una cámara réflex sea tu mejor elección.

Cámaras EVIL

camara-evil-Olympus-OMDEM10II

Ver el mejor precio y ofertas

En los últimos años, las cámaras EVIL se han vuelto muy populares. Este tipo de cámaras, que se caracteriza por utilizar un sistema sin espejos, tiene muchos aspectos en común con las cámaras réflex pero en un cuerpo normalmente más pequeño.

Si has estado mirando modelos, seguramente te sonarán las cámaras de Micro Cuatro Tercios, que básicamente son un subtipo de cámaras EVIL cuyo nombre hace referencia al tamaño del sensor.

Como las cámaras réflex, las cámaras sin espejos también usan lentes intercambiables. En general, la variedad y la calidad de las lentes para cámaras EVIL está un poco por debajo de las réflex, pero han mejorado muchísimo.

Ahora incluso hay cámaras EVIL de fotograma completo (full frame), el mismo tamaño que vemos en las mejores cámaras réflex.

A grandes rasgos, las cámaras EVIL y las cámaras réflex ya están prácticamente a la par. No obstante, todavía podemos encontrar algunos puntos débiles en modelos sin espejos.

Por ejemplo, algunas cámaras sin espejos tienen cuerpos con sensores más pequeños que los de las cámaras réflex. Esto implica que no serán tan buenas al percibir la profundidad de campo o para trabajar en situaciones de poca luz.

Pero no todo son desventajas. Otras cámaras EVIL son tan buenas como las réflex e incluso más ventajosas en algunos aspectos. El más notable, es que son bastante más pequeñas y ligeras que las réflex.

Esta categoría de cámaras la recomendamos para aquellos usuarios intermedios o avanzados que quieran dar un salto de calidad en su dispositivo.

Cámaras compactas

camara-compacta-SonyDSC-HX60

Ver el mejor precio y ofertas

Las cámaras compactas, o cámaras de apuntar y disparar, son los dispositivos más pequeños dedicados principalmente a la fotografía (claro que los smartphones son más pequeños, pero la calidad de fotografía no es comparable a una cámara especializada).

La gran ventaja de las cámaras compactas es su tamaño. Son tan pequeñas y fáciles de llevar que siempre acabas tomando más fotos de las que hubieses hecho cargando una pesada y delicada cámara réflex o evil.

Estas cámaras tienen lentes incorporadas en el cuerpo, por lo que son permanentes y no intercambiables. En general, estas lentes cubren un amplio rango de zoom. Cuando no están en uso, las lentes se retraen y ocultan en el cuerpo de la cámara para mantener la comodidad.

¿Y cuáles son las desventajas?

Evidentemente, debido al tamaño también tiene los sensores más pequeños. Por lo tanto, la calidad de imagen no será nunca la misma en comparación con las cámaras grandes. A pesar de las diferencias, las mejoras introducidas en los últimos años permiten hacer capturas de gran calidad.

Por otro lado, algunos modelos carecen de controles manuales esenciales para algunas configuraciones. Es una desventaja notable no poder ajustar la apertura o el ISO fácilmente.

En términos de velocidad también hay puntos flacos. La velocidad del auto-enfoque es significativamente más lenta y el tiempo que transcurre entre que pulsas el disparador y la cámara hace la captura es más largo.

Entonces, ¿por qué comprar una cámara de apuntar y disparar?

Además de la comodidad mencionada, por su precio. Las cámaras compactas son más baratas que las dos categorías anteriores.

Recomendamos una cámara compacta a aquellos que quieren inmortalizar sus viajes con muchas fotos buenas, pero que no quieran preocuparse de cargar con una cámara grande y delicada.

Cámaras deportivas

camara-deportiva-yi4k

Ver el mejor precio y ofertas

Las cámaras deportivas son pequeñas y casi siempre se pueden montar en engranajes de equipo deportivo. Estas cámaras están diseñadas especialmente para capturar vídeo de acción, pero también te dejarán crear efectos de imagen y movimientos cortos.

A pesar de que las cámaras deportivas han introducido mejoras muy significativas desde que apareció el primer modelo, no son un sustituto adecuado de tu cámara principal.

Ofrecen pocas opciones de ajuste y una variedad de controles limitada, lo que restringe mucho las mejoras que puedes introducir con tus habilidades de fotografía.

Así, las cámaras de acción quedan como mejor alternativa para grabar vídeo en situaciones donde se puedan mojar, caer o golpear, porque son las más resistentes. Pero para convertirse en tu cámara principal, son demasiado limitadas.

Cámaras instantáneas

camara-instantanea-fujifilm-instax-mini9

Ver el mejor precio y ofertas

Las cámaras instantáneas son bastante recientes y como ocurre con las deportivas, tienen su nicho concreto. Estas cámaras recuperan el espíritu vintage de imprimir la foto nada más tomar la captura.

Este tipo de cámaras se dividen en dos subgrupos. Por un lado, están las cámaras analógicas, en las que la impresión es automática nada más hacer la captura. Por otro lado, las cámaras digitales te permiten editar y meter filtros en las fotos para hacer modificaciones antes de imprimir.

Mientras que las primeras son más fieles al estilo instantáneo, las segundas te ahorran la impresión de fotos que no te convenzan.

Como cámaras, son muy básicas. Es decir, que la calidad de imagen y la variedad de controles que ofrecen al usuario es inferior en comparación con las cámaras réflex y evil. Incluso respecto de las cámaras compactas. Evidentemente, también son muy baratas.

Tal y como hemos comentado para las cámaras deportivas, las cámaras instantáneas sirven para un uso bastante concreto y no las recomendamos como cámara principal. En este caso, cada fotografía impresa supone tiempo (esperar a que se revele) y dinero (los carretes no son baratos), con lo que no es la mejor opción para hacer el álbum de tus vacaciones.

Además la mayoría de modelos imprime en un tamaño pequeño, más o menos como un carné, y en este formato no siempre se aprecian los detalles.

Este tipo de cámaras lo recomendamos para ocasiones especiales o momentos puntuales en que no quieras sacar más de 5 o 10 fotos. También son una buena idea cuando no quieras las fotos para ti, puedes regalarlas a tus invitados y se llevarán un buen recuerdo del momento.

Cámaras de Smartphone

camara-smartphone-iphone7

Ver el mejor precio y ofertas

Las cámaras de smartphone son, de lejos, las más usadas hoy en día.

Y es que las ventajas son evidentes. Una cámara que puedes llevar en el bolsillo, permitiéndote hacer una captura en cualquier momento y lugar sin esfuerzo.

Por si fuera poco, muchos fotógrafos están demostrando gran habilidad para trabajar con este tipo de cámaras y aun así obtener grandes resultados.

Aunque también contaban con la ventaja de compartir instantáneamente en las redes sociales, esto ya se ha perdido porque el wifi de las cámaras modernas te permite hacerlo también muy rápido.

Pero no todo son ventajas, ni mucho menos.

La calidad de imagen sigue muy por detrás respecto de las cámaras especializadas. De hecho, solo las cámaras compactas pueden sentirse amenazada por las mejoras de los smartphones. En términos de sensor, lentes, autoenfoque, configuraciones… No hay punto de comparación con las cámaras réflex y EVIL.

Pero el auténtico problema de las cámaras de smartphone es la lente fija. No se puede hacer zoom sin reducir calidad de imagen y esto reduce mucho las posibilidades. Este es un aspecto que no se puede mejorar sin que afecte a la estructura del dispositivo.

Si quieres tomarte la fotografía en serio, necesitas más que la cámara del smartphone. Es una buena forma de practicar a diario y hacer capturas sin complicación. Pero si quieres auténtica calidad tienes que aspirar a más.

Las características más importantes de una cámara

Las cámaras tienen un montón de aspectos a tener en cuenta, algunos esenciales y otros no tan relevantes. Algunos parece que marcan la diferencia por tener un nombre muy cool y luego no los usamos nunca. A otros no les damos importancia a priori y acaban siendo clave.  He aquí los que realmente valen la pena.

Modo manual

El modo manual te permite tomar pleno control de la cámara. Esto es clave para dar rienda suelta a tu creatividad.

En el modo automático, la cámara elige la apertura, la velocidad de disparo y la configuración ISO por ti. Pero en el modo manual, tú controlas todos estos ajustes y personalizas al máximo la técnica.

Para los principiantes, en cambio, el modo automático y el semiautomático) son muy útiles. Desde que empiezas y hasta que llegas a dominar bien la cámara, una ayudita siempre viene bien. Sin embargo, cuanto antes aprendas a usar el modo manual mejor.

Comprueba pues que la cámara que te interesa tenga modo manual. La mayoría de las cámaras réflex y las micro cuatro tercios tienen este modo.

También algunas cámaras compactas lo incluyen, pero no es lo normal. Y es que el tamaño de estas pequeñas cámaras puede ser un obstáculo para utilizar fácilmente el modo manual.

ISO

Los controles ISO ajustan la sensibilidad a la luz de la cámara. Aumentando la sensibilidad del sensor puedes hacer capturas en ambientes más oscuros sin necesidad de flash.

Niveles de ISO más alto normalmente implican más ruido, dando lugar a imágenes granuladas con pequeñas manchas de colores.

No obstante, en este aspecto las cámaras cada vez ofrecen mejores prestaciones. Actualmente, incluso con los niveles de ISO más altos ya se pueden conseguir imágenes óptimas.

Para comprobar si una cámara cumple en esta cualidad, busca imágenes comparadas tomadas con diferentes niveles ISO. Si vas a trabajar en entornos de poca luz, considera un modelo que rinda bien con bajo ISO.

Megapíxeles

Básicamente, los megapíxeles son una forma de medir la resolución de la cámara. Aunque hay otros factores que también influyen, a mayor número de megapíxeles, mayor calidad de imagen.

Eso sí, es importante apuntar que probablemente no necesitas un número enorme de megapíxeles. Si vas a por imágenes de 4×6 o 5×7 pulgadas no hacen falta más que 4Mp. Es decir, los megapíxeles que necesitas para una calidad perfecta dependen del tamaño de la imagen que vayas a obtener.

Siguiendo con la recomendación, para imágenes de hasta 8×10 pulgadas una cámara de 8Mp es ideal. Y hasta 20Mp podrás crear imágenes de excelente definición hasta un tamaño de 12×18 pulgadas.

Y aun sin tantos megapíxeles, también puedes crear impresiones grandes con buenos resultados. ¡Simplemente reduce la resolución!

En resumen, los megapíxeles son un buen indicativo, pero solo una parte de todo lo que caracteriza a una cámara excepcional. Para escoger modelo, considera que resolución quieres y a partir de ahí empieza a considerar los megapíxeles.

Ergonomía

Otro aspecto clave a considerar cuando compras una cámara es la comodidad. ¿Qué tal se siente en tus manos?. Vas a tener que sujetarla mucho, así que mejor un tacto cómodo y agradable.

En términos de ergonomía considera lo siguiente:

  • Tamaño. ¿Llegas bien a todos los botones? Si es que sí no deberías tener mayores problemas de manejo.
  • Peso. Dependiendo del tipo de cámara y de cada marca, los modelos varían mucho en peso. Si es tu primera cámara, escoge algo bastante ligero porque podrías agobiarte rápido. Más vale usar mucho una cámara normalita que poco una cámara profesional pesada. ¡Hay que sacarle provecho!
  • Durabilidad. Algunas cámaras están hechas de materiales más resistentes que otras. Sin embargo, el trato por tu parte también es muy importante. ¡Trátala con cariño!
  • Menú. El menú ha de ser claro y fácil de usar. Cada cámara presente un interfaz diferente y en algunos casos es demasiado lioso. Encontrar el momento clave para la foto es difícil a veces y no debe estropearse por un menú excesivamente complejo.

Enfoque automático (Autofocus)

Un enfoque automático adecuado es vital para la buena fotografía. Este sistema lleva al visor a centrarse de forma rápida y precisa en la imagen que deseas captar. Sin este sistema es muy fácil arruinar un gran disparo.

Al revisar el potencial de una cámara, comprueba siempre el sistema de enfoque automático.

Cuando tengas la cámara en tus manos, enciéndela y mira a través del visor de la pantalla digital. Pulsa el disparador a la mitad, sin llegar a hacer la captura, para activar el sistema de enfoque automático. Apunta a objetos cercanos y lejanos y ves alternando para comprobar el autofocus. ¿Enfoca rápidamente?.¿Enfoca de forma precisa?. ¡Perfecto!.

Es importante hacer esta comprobación cuanto antes. Si tu cámara no puede seguir el ritmo, te frustarás al perder buenas oportunidades de captura.

Otros aspectos a considerar

Además de las básicas, muchas cámaras ofrecen otras prestaciones que se disfrutan mucho. Aunque hacer una lista de todas las peculiaridades sería larguísima, he aquí un resumen de las más comunes y valoradas.

Modo panorámico

Esta característica te permite capturar diferentes imágenes de una escena y hacer que la cámara las fusione automáticamente en una única foto.

Esta característica es más común en las cámaras compactas y las cámaras EVIL. Por otro lado, es más difícil de encontrar en una cámara réflex.

Estabilización de imagen

Esta característica reduce la inestabilidad y las vibraciones al disparar, lo que evita las fotos borrosas.

A veces el cuerpo de la cámara o incluso la lente por si misma incluyen un mecanismo de estabilización. Este sistema es mejor que la estabilización de imagen digital. En otras palabras, mejor que la estabilización de imagen esté corregida físicamente en el dispositivo que no a través del software.

Grabación de vídeo

Es raro encontrar una cámara que no tenga función de grabar vídeo. El estándar para una definición HD son 1.080p, común en todo tipo de cámaras.

Las cámaras más avanzadas ofrecen además un control manual a la exposición y mejor calidad de imagen. Actualmente el máximo en calidad de vídeo se fija en 4K, que es el cuádruple de la resolución 1.080p.

Framess por segundo (fps)

Esto se traduce en el número de fotos que la cámara puede tomar por segundo. A mayor número de fps, más capacidad tendrá la cámara para captar escenas de deporte u otras escenas de acción.

Sensor de limpieza

Muchas cámaras tienen un sistema que expulsa el polvo del sensor de la cámara. A través de vibraciones ultrasónicas, se evita la acumulación de polvo constantemente.

Monitor de cristal líquido (LCD)

El visor diseñado en pantalla digital de cristal líquido es bastante común en todo tipo de cámaras. ¡Pero no todas las LCD son iguales! Las pantallas de alta resolución reproducirán tus imágenes mejor que las de baja resolución. Algunas pantallas también son más brillantes que otras y/o ofrecen mejor contraste.

Algunos fabricantes están ofreciendo ahora pantallas articuladas, que te permite ajustar la posición del visor en diferentes ángulos. La idea aquí es usar la pantalla como visor, de modo que te permita disparar en situaciones donde no podrías mirar a través de un visor tradicional. ¡Un mecanismo muy práctico!

Visor

El visor es lo que miras cuando vas a tomar una captura. En las cámaras réflex, el visor puede ser físico o digital. El visor fijo te permite ver la imagen real a través del sistema de espejos.

Las cámaras EVIL y las cámaras compactas siempre tienen una pantalla LCD en la parte trasera de la cámara, en lugar de visor físico.

La ventaja del visor electrónico es que ves como va a quedar la imagen una vez digitalizada. Es por este motivo que las cámaras réflex, sin renunciar a su sistema de espejos, están adoptando cada vez más este tipo de visor.

Conectividad

Algunas cámaras pueden conectarse a internet sin cables, facilitando mucho la tarea de subir tus fotos a las redes sociales. En algunos modelos, incluso puedes descargar aplicaciones que sincronicen tu smartphone con tu cámara. Gracias a esta función, puedes activar un temporizador, pulsar el disparador, o ver lo mismo que ve la cámara, todo desde tu smartphone.

La función NFC o conexión de proximidad es otra opción de conectividad inalámbrica muy práctica. Esta función te permite transferir imágenes de tu cámara a tu smartphone, con el único requisito de que ambos dispositivos estén cerca.

Si tu plan es compartir muy a menudo tus capturas, las conectividades WiFi y NFC son imprescindibles para hacerlo siempre fácil y rápido.

GPS

Algunas cámaras ya incluyen GPS, lo que te permite registrar la ubicación de donde fueron realizadas las capturas. Esta opción puede ser muy útil cuando viajas, así no te olvidarás de dónde hiciste la captura y siempre podrás volver al sitio para revivir el momento.

Leave a Reply