¿Qué proyector comprar? – Ventajas e inconvenientes de cada tipo

Tanto si vas a ponerte una película por la noche como si vas a dar una conferencia en la empresa, la pantalla grande de un proyector para hacer tu presentación siempre mola más.

Para tu negocio, es una manera flexible de compartir presentaciones con grupos de casi cualquier tamaño.

Y para los adictos a las series y los gamers, un proyector ofrece más tamaño de pantalla por mucho menos precio que un televisor.

En esta guía de compra te contamos todo acerca de los diferentes tipos de proyector. De este modo, podrás encontrar en nuestra comparativa el que mejor se ajuste a tus necesidades. Y si también estás buscando una pantalla, en la sección de pantallas para proyector encontrarás las mejores ofertas calidad-precio del momento.

Proyectores por especialidad

Para conseguir la mejor imagen posible, tanto si estás mirando una película en HD como una presentación de powerpoint, necesitarás el tipo de proyector adecuado. Aunque la mayoría de proyectores son compatibles con cualquier modo, casi siempre tienen uno en que son mejores. ¿Alta definición en películas o buena visibilidad en grandes hojas de datos?.

Proyectores para cine

proyector-optoma-h183X

Ver el mejor precio y ofertas

Los proyectores tipo cine pueden proyectar con excelente calidad de imagen cada escena de película, jugada de un partido o pantalla de un videojuego. Además, la proyección puede ser mucho más grande que en una tv.

Este tipo de proyectores cuenta con altos niveles de contraste, logrando negros muy profundos y una gran riqueza en saturación de color. En consecuencia, para conseguir mejores resultados siempre es mejor situarlos en una habitación donde puedas controlar la luz que entra del exterior.

De todos modos, puedes compensar la luz ambiente escogiendo un proyector tipo cine que tenga altos niveles de brillo e invertir en una pantalla altamente reflectante.

Los proyectores tipo cine son los recomendamos para:

  • Series
  • Películas (también películas 3D en algunos casos)
  • Deportes
  • Videojuegos
  • Visualizar fotos y vídeos (por ejemplo, de tus últimas vacaciones)

Ventajas de los proyectores tipo cine:

  • Mejor calidad de imagen en pantalla gigante
  • Son muy silenciosos
  • Incluyen puertos HDMI para conectar con tu Home Theater

Inconvenientes de los proyectores tipo cine:

  • Son más caros que los demás proyectores
  • Los televisores de gama alta siguen siendo mejores en calidad de imagen

Proyectores para empresa

proyector-ARTLII3200

Ver el mejor precio y ofertas

¿Estás pensando en usar tu proyector para reuniones, presentaciones en la empresa o en clase?. Éste es tu tipo. También se conocen como proyectores de bases de datos o proyectores multimedia.

Estos proyectores se centran más en el brillo. Máxima prioridad a esta cualidad ya que se necesita mucho brillo para proyectar bien a plena luz del día. Así, los proyectores más brillantes no necesitan de apagar las luces o bajar las persianas.

Los proyectores para empresa están diseñados para reproducir principalmente imágenes estáticas. Fotos, gráficos, tablas, diapositivas y demás.

Asegúrate de que el proyector que escoges dispone de ranura HDMI para conectarlo a tu portátil de manera fácil y rápida. Tu público te espera y no querrás empezar a impacientarlos preparando la reproducción.

Los proyectores tipo business son los recomendados para:

  • Reuniones de negocios
  • Conferencias
  • Presentaciones de clase
  • Formación en grupo

Ventajas de los proyectores para empresa:

  • Brillos muy altos para proyectar a plena luz del día
  • Peso ligero y tamaño pequeño para una mejor portabilidad
  • Configuración más sencilla para hacer los ajustes rápido
  • Normalmente se pueden conectar de forma inalámbrica

Inconvenientes de los proyectores para empresa:

  • Bajos niveles de contraste
  • Pobre calidad de imagen para películas o videojuegos

Mini proyectores

proyector-qkk

Ver el mejor precio y ofertas

¿Necesitas un proyector suficientemente pequeño para tu mochila?. Los mini proyectores son dispositivos tamaño de bolsillo (bueno, esto quizá es exagerar un poco, pero sí que los puedes sujetar con una sola mano).

A pesar de su tamaño, son capaces de compartir imágenes con un grupo reducido de personas. Gracias a su poco peso, los puedes llevar contigo a cualquier lugar, incluso en largos viajes. Puedes llevarlo a largas sesiones en el trabajo o a casa de algún amigo para ver una película con los colegas.

Los mini proyectores son los más recomendados para:

  • Habitaciones pequeñas
  • Presentaciones ante pocas personas
  • Uso particular en casa

Ventajas de los mini proyectores:

  • Compactos
  • Ligeros
  • Fáciles de configurar
  • Resistentes

Inconvenientes de los mini proyectores:

  • Menos brillo
  • Menos contraste
  • Sin funciones especiales (3D, conectividad inalámbrica)

Proyectores por pantalla

La mayoría de proyectores reproducen imágenes basadas en un sistema DLP (luz digital) o LCD (cristal líquido). Aunque ambos tipos pueden conseguir gran calidad de imagen y buena representación de colores, cada uno tiene sus ventajas y no hay un claro ganador.

Pantallas DLP

  • Compatibles con un proyector compacto y ligero
  • Adecuadas para reproducir desde DVD, Blu-ray televisores HD
  • Buen rendimiento en escenas de mucho movimiento, por ejemplo de pelis de acción
  • Tonos negros más profundos
  • Contraste con colores intensos

Pantallas LCD

  • Más brillantes para rendir en salas con bastante luz
  • Colores brillantes impresionantes
  • Imágenes más definidas
  • Más eficientes con la energía, por lo que consumen menos electricidad
  • Menos ruido

Aspectos técnicos

Tipo de luz

Existen tres tipos de luces para proyectar; las bombillas estándar, la luz láser y las LED. Aunque hoy en día todo el mundo sabe que las LED son las mejores, no está de más recordar los motivos.

Bombilla estándar:

  • Larga duración
  • Alto brillo
  • La opción más económica

Laser:

  • No requiere sustitución
  • La opción más brillante
  • Eficiencia energética

LED:

  • Máxima durabilidad
  • Mejor color
  • Silenciosa
  • Eficiencia energética

Brillo

El brillo de un proyector se mide en lúmenes. A mayor número de lúmenes, más brillo es capaz de ofrecer el proyector a una determinada distancia. En este sentido, existen dos parámetros para medir el brillo que pueden ayudarte a decidir.

Por un lado, el brillo blanco, que indica cuanta luz blanca emite el proyector. Por otro lado, el brillo de color, que mide el brillo de los colores básicos proyectados (rojo, azul y amarillo).

Asegúrate de comprobar ambos tipos de brillo antes de comprar un proyector. Si el brillo de color de un proyector es más bajo que su brillo blanco, pueden fallar los detalles de las imágenes.

Si buscas un proyector para empresa, querrás algo realmente brillante. Busca un alto nivel de lúmenes en ambos parámetros. Ya que lo estarás usando en una habitación a plena luz del día, necesitarás un proyector cuyo brillo pueda competir con la luz natural.

Y recuerda. Cuanto más grande sea la sala, más lúmenes necesitará el proyector para sobreponerse a la luz ambiente.

Si estás por comprar un proyector tipo cine, más brillo no es necesariamente mejor. En cambio, sí que querrás unos buenos niveles de contraste para disfrutar al máximo de las escenas oscuras típicas de película. Además de disfrutar más de la imagen, un buen contraste ayuda a reducir la fatiga visual.

Contraste

El contraste mide la diferencia entre los puntos más brillantes y los más oscuros de una imagen. Los proyectores con alto contraste te permiten ver con una claridad excepcional los detalles de las sombras y los niveles más profundos de negro. Así, añaden una sensación de profundidad y realismo a la imagen.

Igual que una gran cantidad de luz en la habitación puede marcar la diferencia entre el brillo de dos proyectores, es más importante considerar el contraste en proyectores para películas que en proyectores para empresa.

En las habitaciones oscuras, mucho más comunes y adecuadas para películas, es el contraste el parámetro que marca la diferencia.

Resolución

El número total de píxeles que un proyector es capaz de reproducir define su resolución. Cuantos más píxeles quepan en la proyección, más detalle y mejor definición en las imágenes proyectadas.

Una vez más, las resoluciones más altas son especialmente importantes para los proyectores tipo cine. Con una resolución bien alta, podrás sentarte muy cerca de la pantalla y la verás perfectamente definida.

Las resoluciones en los proyectores empiezan por los 480p, mejorando a los 720p y en la alta definición se fijan los 1.080p. Actualmente, algunos ya incluyen función 4K de Ultra HD.

Lograrás la mejor calidad de imagen combinando la resolución del proyector con la del vídeo que la alimente. Por ejemplo, si quieres mirar películas en tu reproductor de Blu-ray, necesitarás un proyector de 1.080p para poder verlas en alta definición.

Por otro lado, si quieres compartir la pantalla de tu portátil, lo óptimo es que el proyector comparta su resolución de pantalla.

Recomendaciones y formatos

  • Para empresa, series y películas clásicas o DVD, vale con el formato estándar aspecto 4:3
  • Para televisión HD, formato Blu-Ray y compartir la pantalla del portátil, es mejor la pantalla ancha aspecto 16:9

Zoom

Si vas a usar el proyector en varios sitios puede que te encuentres con varios problemas. En la empresa o la universidad, por ejemplo, no tendrás control sobre el tamaño de la superficie de proyección disponible.

En estos casos, lo mejor que puedes hacer es usar una lente zoom para ajustar el tamaño de imagen a la superficie disponible. Con este ajuste podrás colocar el proyector en cualquier lugar y aun así encuadrar la imagen.

Ten también en cuenta el rango del zoom. Cuanto mayor sea éste, a mayor distancia podrás situar el proyector y hacer los ajustes. ¿Cómo interpretar el parámetro del zoom?. Por ejemplo, un proyector con zoom 1,2x te permite aumentar la imagen un 20%. Del mismo modo, un zoom 2x creará una imagen el doble de grande que el tamaño estándar original.

Pero no todos los proyectores cuentan con zoom. Los modelos más pequeños, para mantener el diseño lo más compacto posible, suelen carecer de esta función.

Enfoque

Si por alguna razón no puedes colocar el proyector de forma perfectamente perpendicular a la pantalla, el enfoque te permite corregir la inclinación ajustando la imagen digitalmente.

La lente articulada también sirve para el mismo fin. En este caso el ángulo se ajusta manualmente moviendo la lente hacia arriba, abajo o laterlamente. La lente articulada es normalmente más efectiva que el enfoque digital, pues retiene la resolución de la imagen proyectada.

Casi todos los proyectores cuentan con uno u otro mecanismo para ajustar la proyección, ofreciendo una vía rápida para nivelar el proyector en superficies que no estén planas y perpendiculares a la pantalla.

Tecnología 3D

Muchos proyectores ya incluyen la característica tecnología 3D. Esta función, como el nombre ya indica, permite disfrutar de imágenes y vídeo 3D en una pantalla gigante.

Algunos modelos incluyen de serie esta función, mientras que otros requieren la compra por separado de un emisor 3D compatible.

Conectividad inalámbrica

Si quieres proyectar fotos o una presentación de PowerPoint a través de tu portátil, smartphone o tablet pero sin usar cables, necesitarás un proyector con algún tipo de conectividad inalámbrica.

Algunos proyectores incluso te permiten enviar una señal HDMI de forma inalámbrica desde el dispositivo que tiene el contenido hacia el proyector usando un transmisor inalámbrico. Este transmisor puede venir de serie incluido en el proyector o se puede comprar por separado.

Según la marca de tu proyector, podrás descargarte una app para activar la conexión inalámbrica (disponible tanto en iOS como Android).

Conexiones

Antes de que puedas disfrutar de tu película en la pantalla grande, necesitarás encontrar el enchufe adecuado para conectar el reproductor con tu proyector. Cada modelo tiene un kit diferente de entradas y salidas, pero a grandes rasgos comparten bastante.

Los proyectores para películas casi siempre incluyen una o más entradas HDMI para tu cable o tu satélite, reproductor Blu-ray, videoconsola y otros dispositivos. Tu proyector para pelis también puede incluir otros puertos como VGA (el clásico para vídeo) y USB.

Por supuesto, también incluyen siempre salidas de audio para conectar tu sistema de sonido.

Antes de efectuar la compra, asegúrate de que tienes el tipo y el número adecuado de conexiones que vas a necesitar. Por ejemplo, si quieres conectar un reproductor Blu-ray, una videoconsola y el satélite, necesitarás un proyector con al menos tres ranuras HDMI.

Otro tema a considerar es la ubicación del proyector. Lo más normal es que vayas a situarlo en un estante o la pared, así que necesitarás encontrar la ruta perfecta para distribuir los cables sin que molesten por medio.

Por su parte, los proyectores para empresa suelen ser más de ranuras VGA y USB que de puertos HDMI. Esto no quiere decir que no haya modelos con HDMI, pero es menos común.

Otras secciones

Después de todo este rollo, ya tienes suficiente información para comparar y elegir el proyector que mejor se ajuste a tus necesidades. ¡Echa un vistazo a las siguiente comparativa de las mejores ofertas actuales y decide!

Leave a Reply